La Matanza: un Gerrymandering encubierto

Esta semana se conoció un proyecto de ley impulsado por el partido GEN de Margarita Stolbizer, que propone la división del actual distrito de La Matanza en cuatro nuevas intendencias.
El principal promotor del proyecto es el diputado bonaerense Marcelo Díaz y contaría para su aprobación, con el aval del bloque oficialista de Cambiemos y del Frente Renovador.

El que gana La Matanza gana la elección
Aunque en los últimos comicios nacionales de 2015 el resultado pulverizó este saber popular, lo cierto es que La Matanza es el distrito del Gran Bs. As. con mayor cantidad población. El CENSO 2010 arrojó un total de 1.775.816 habitantes y se estima que en 2016 la cifra ya asciende a los 2 millones, superando a ciudades como Rosario y Córdoba.
Si hablamos de votos, el total de electores habilitados es de 1.039.718 personas, o sea el 7,8% del padrón nacional. Esto explica el por qué este proyecto ha puesto sus ojos en ella.

El nuevo mapa
De aprobarse finalmente la división de La Matanza, el mapa quedaría de la siguiente manera:
I) El distrito Juan Manuel de Rosas incluirá a las localidades de González Catán, Virrey del Pino y 20 de Junio.
II) El distrito Gregorio Laferrere, a Isidro Casanova, Rafael Castillo y Laferrere.
III) El distrito Los Tapiales, a Lomas del Mirador, La Tablada, Ciudad Evita, Aldo Bonzi y Villa Madero.
IV) El distrito La Matanza, incluirá a San Justo, Ramos Mejía y Villa Luzuriaga.

lamatanza

Divide y reinarás
Los argumentos esbozados por quienes impulsan el proyecto hacen foco en la necesidad de acercar el Estado Municipal a la ciudadanía, para darle respuestas más rápidas. Un distrito del tamaño actual de La Matanza conspiraría con este propósito, sostienen.
Para el diputado Díaz “esta necesidad surge del reclamo de los habitantes de las localidades más alejadas del actual partido, que sin lugar a dudas se encuentran en desigualdad de condiciones respecto de aquellos que habitan en la ciudad cabecera, y tienen una mejor calidad en las prestaciones de los servicios públicos esenciales, como así también de un nivel de equipamiento comunitario más elevado”.
Nadie duda de esto, pero no podemos pecar de ingenuos. Lo que está jugando de fondo es el peso que tiene La Matanza en territorio bonaerense, un bastión histórico del PJ que será en 2017 un preciado botín para mellar el poder del peronismo, dividir electores y lograr sumar escaños para el resto de las fuerzas políticas.
Muchos peronistas de Perón se rasgaron las vestiduras al conocer el proyecto de ley, olvidando (los sabemos desmemoriados) que fue el mismísimo Gral. Perón quien en 1951, apeló a una ingeniería electoral similar, cuando ordenó a su Secretario de Asuntos Políticos Román Subiza, no sólo el adelantamiento de la fecha de los comicios, sino la división de la Capital Federal para neutralizar las chances de sus opositores radicales.
Se metieron la ley Sáenz Peña en el….bolsillo y ganaron la elección presidencial sin despeinarse. El General quedó tan conforme con el trabajo de Subiza, que en las elecciones siguientes volvieron a manipular las circunscripciones de la Capital Federal, de acuerdo a las necesidades del oficialismo. Una loa a las instituciones democráticas.

Échale la culpa a Gerry
En 1812, Elbridge Gerry era el gobernador del estado de Massachusetts (EEUU) y fue quien por primera vez apeló a rediseñar el mapa electoral, creando un distrito que le permitiera concentrar sus votos y atomizar el de sus oponentes. El engendro fue tal, que el nuevo distrito simulaba la imagen de una salamandra.

salamandra
Esta práctica tramposa de manipulación de un distrito electoral, ya sea dividiéndolo o reagrupándolo en otros, se llamó a partir de ese momento con el nombre de “Gerrymander”, un juego de palabras con el apellido del gobernador y salamander, que significa salamandra en inglés.

Pateando el tablero
Si bien son atendibles las argumentaciones en pos de mejorar las relaciones entre la ciudadanía y el Estado frente las demandas sociales que aún están sin respuesta, creemos que no es una realidad que se agota en La Matanza. Cada localidad de la provincia de Bs. As. presenta similares o incluso las mismas desigualdades e inequidades, a tal punto que existen proyectos ya no para dividir un partido, sino la provincia entera.
Esta decisión de fragmentar en cuatro al partido, que si bien no nació del capricho de un líder personalista que busca cambiar las reglas de juego para perpetuarse en el poder y asegurar su supervivencia y la de su partido, sentaría un preocupante precedente.
No dudamos de las buenas intenciones de la bancada del GEN, pero como esto no se trata de un acto de fe, no podemos soslayar los efectos electorales que este proyecto trae debajo del brazo, en caso de aprobarse.
Se debe mejorar la calidad de vida de las personas a través de diagnósticos adecuados y políticas públicas bien diagramadas, destinando los recursos necesarios, sin mezquindades partidarias. ¿Se puede?. Se debe.
Que se ponga fin a la práctica de dibujar los distritos, para que los políticos puedan elegir a sus votantes y no al revés”, sostuvo Barack Obama en su último discurso sobre el Estado de la Unión en el Congreso norteamericano.
Cómo no estar de acuerdo.

Patricia De Vita