Mendoza: la estrategia de la UCR frente a las PASO

UCR-logo   El radicalismo mendozino  invitó al Frente Amplio Progesista (FAP), la Coalición Cívica y otras fuerzas de la pronvincia a armar un frente que permita centralizar los votos de la provincia y de esta forma, convertirse en una fuerza opositora al justicialismo.

Elecciones: el radicalismo local insiste con liderar un frente

Horacio Meilán

Diario Los Andes – 11 de junio de 2013
Con la idea de recrear los acuerdos que se han concretado en otros distritos del país, pero sabiendo que en Mendoza es una fuerza mayoritaria, el radicalismo invita al FAP, la Coalición Cívica y otros aliados, a que se midan en las PASO y después acompañen.

Mañana finaliza el plazo para que los partidos presenten alianzas de cara a las PASO del 11 de agosto y el radicalismo mendocino quiere encabezar un frente que mida sus fuerzas internas en esa elección abierta.

Así lo confirmó ayer el titular de la UCR, Alfredo Cornejo, quien dijo que su partido le ofreció al Frente Amplio Progesista (FAP) y a otras fuerzas, participar en las PASO y conformar así un frente que ayude a polarizar los votos en la provincia y lograr “sinergia” para enfrentar al justicialismo.

La intención es generar una alianza similar a la que ya se selló en la ciudad de Buenos Aires donde competirán distintos referentes radicales, de Proyecto Sur, de Libres del Sur y de la unión Coalición Cívica-Ari.

“Hemos conversado con el FAP y le hemos hecho una oferta similar a la de Buenos Aires”, señaló el godoicruceño Cornejo, secundado por otros tres intendentes radicales, Mario Abed (Junín), Ricardo Mansur (Rivadavia) y Gustavo Pinto (La Paz).

La oferta, conversada con representantes de Libres del Sur y de la Coalición Cívica local, es que pongan candidatos a participar en las PASO y que compitan con los dos postulantes radicales, Julio Cobos y Fernando Armagnague.

“Participarían en esa interna abierta y se generaría algún tipo de reglamento para definir las posiciones en las listas”, añadió el jefe radical, en vista a cómo quedaría conformada la boleta en las generales del 27 de octubre.

Ese posicionamiento sería definido a través del sistema D’Hont que, en el caso de Buenos Aires, exige a cada fuerza un piso del 25% para, al menos, estar en la lista final, aunque el primero siempre será el que más votos saque.

“Frente no es adhesión”

Los radicales no lo dicen a viva voz, pero saben que su propuesta atiende a que su principal postulante, Julio Cobos, tiene una holgada ventaja en las encuestas, lo que le estaría garantizando a cualquiera que quiera acompañarlo, un número considerable de votos.

Pero esa misma condición es la que deja de seducir a varios, como a los socialistas, que siguen “esperando el llamado” radical con una oferta más atractiva.

“El socialismo rechaza esto”, reconoció Cornejo un tanto resignado por la trabazón generada con el desacuerdo de las fuerzas de Binner.

“Un frente no es adhesión, implica que se arreglen todas las candidaturas”, sostuvo el dirigente socialista Manuel Liberal, a la espera de mayor apertura radical.

En tanto el candidato en primer término del FAP, Alberto Montbrun, se mostró ofuscado con la intención radical de convocar a otras fuerzas, al considerarlo “una operación de prensa”, porque “nadie ha hablado con el socialismo”.

En ese sentido dijo que su espacio “no estaría dispuesto” a acompañar, aunque llegado el caso de tener que participar en una eventual elección en las PASO, “no sabría qué hacer”. De todos modos, íntimamente, algunos radicales se esperanzan en que haya “al menos un arreglo para diputados nacionales”.

Liberal alimentó esa esperanza. “Hasta el miércoles puede pasar cualquier cosa”, advirtió.

Nombres en danza

Más allá del rechazo socialista, hay otras fuerzas del FAP que analizan la propuesta de los radicales. Es el caso de Libres del Sur, agrupación que aporta a Graciela Cousinet como candidata a la diputación nacional detrás de Montbrun. “Se está conversando”, destacó la decana Ciencias Políticas (UNCuyo) añadiendo que “hay alguna posibilidad” de concretar la alianza.

Otro que confirmó que está “conversando” es el titular de la Coalición Cívica en Mendoza, el ex legislador nacional Gustavo Gutiérrez, de quien los radicales también dicen que “es posible” que compita frente a Cobos y Armagnague en agosto para armar la lista de postulantes a diputados nacionales de un frente de radicales y otras fuerzas.