Democracia directa: Referéndum por la actividad minera en Neuquén

El 84 % de los pobladores de la localidad de Loncopué, en la provincia de Neuquén, se expresaron en contra de la explotación minera a cielo abierto, en el primer referéndum obligatorio y vinculante que se realiza por este tema en el país. El 70 % de los electores participaron en la consulta popular. El gobernador Sapag acusó a la iniciativa de inconstitucional y recurrirá a la justicia. Sin embargo, la Ley de Municipios provinciales, que incluimos en esta nota, contempla la figura del referéndum. La iniciativa podría ser copiada por otras poblaciones que se debaten sobre la temática de la explotación minera.

Un pueblo dijo “no” a la megaminería
Página 12
4 de julio 2012

La población de Loncopué se convirtió ayer en la primera del país en realizar un referéndum vinculante sobre la actividad megaminera. El resultado fue un contundente “no” a esa actividad. Fuentes de la Asamblea de Vecinos de Loncopué (AVAL) confirmaron a la prensa que el 84,5 por ciento de los votantes respaldó la iniciativa que se oponía al desarrollo de emprendimientos extractivos a cielo abierto.

Loncopué es un pequeño pueblo de siete mil habitantes ubicado en el noroeste de la provincia, que basa su actividad económica en el turismo. Sin embargo, la Corporación Minera de Neuquén (Cormine) y la empresa china Emprendimientos Mineros SA acordaron en 2008 instalar un proyecto de extracción de cobre en las inmediaciones del poblado. Desde entonces, los vecinos y la comunidad mapuche Mellao Morales se unieron para frenar el proyecto.

El referéndum estaba previsto para el año pasado, pero recién se concretó con el cambio de las autoridades comunales. La consulta popular de carácter obligatorio y vinculante apuntó a evaluar el apoyo de la ciudadanía a la aprobación o rechazo de un proyecto de ordenanza que impide la explotación minera a gran escala dentro del municipio. Según AVAL, el 84,5 por ciento de Loncopué se manifestó en contra de la megaminería (con 2125 votos), mientras el 15,5 por ciento lo hizo a favor (con 388 votos).

El resultado provocó alegría entre los habitantes, que se concentraron en la plaza de la localidad para celebrar. Los vecinos, sin embargo, cuestionaron la actitud de la policía local y de la Gendarmería, que se negó a recibir las urnas utilizadas en la consulta para resguardarlas.

Además, las organizaciones ambientales denunciaron que grupos pro-mineros pretendieron deslegitimar el proceso de votación mediante el envío de mensajes de texto y la interrupción del servicio telefónico y de Internet. La intención, dijeron, era confundir a la población con el falso argumento de que la consulta popular no era vinculante ni obligatoria, dos condiciones que el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) provincial había ratificado el jueves pasado en un fallo. También contribuyó a esa confusión el gobernador Jorge Sapag, quien aseguraba ayer que el plebiscito era “absolutamente inconstitucional”.

Unas 3574 personas estaban habilitadas para votar en la escuela 168, en un proceso electoral que fue fiscalizado por la Junta Comicial Municipal. En el establecimiento educativo estuvieron representantes de las Madres de Plaza de Mayo filial Neuquén y Alto Valle, para asegurar la transparencia de la elección.

La provincia irá al TSJ por el referéndum en Loncopué
Rio Negro
4 de julio 2012

El gobierno se presentará este miércoles ante el órgano judicial. Para Sapag, el artículo 311 de la Constitución Provincial “es muy claro” y no faculta a los municipios a convocar a consultas populares obligatorias y vinculantes

El gobernador Jorge Sapag anticipó hoy que el próximo miércoles se planteará ante el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) “una cuestión de conflicto de poderes” por el referéndum realizado ayer en Loncopué, donde hubo un contundente apoyo a la ordenanza que impide la megaminería en el ejido urbano de esta localidad.

Según consideró el mandatario provincial, el artículo 311 de la Constitución Provincial “es muy claro” y no faculta a los municipios a convocar a consultas populares obligatorias y vinculantes, informó el portal oficial del gobierno.

Para Sapag, la opinión del pueblo de Loncopué sobre la minería a gran escala es muy válida, pero “otra cosa es querer darle a esas opiniones un sentido vinculante y obligatorio”. También remarcó que los vecinos de esa localidad se pudieron expresar pero “en una forma abstracta”, porque la mina de Campana Mahuida está fuera del ejido de Loncopué.

Por la mañana, desde la Fiscalía de Estado se anticipó una presentación para invalidar los alcances del referéndum.

Raúl Gaitán, titular de este organismo, anticipó que el alcance de la consulta es “inconstitucional” y que tuvo “vicios de nulidad”.

El funcionario advirtió varios elementos negativos que invalidan el proceso.

Ayer los vecinos de Loncopué dieron un fuerte rechazo a la minería en gran escala. Unas 2.125 personas avalaron la ordenanza que prohíbe la actividad en la región.

Buscan aplicar la experiencia de Loncopué en Río Negro
Bariloche 2000
04 de Junio de 2012

La legisladora del CC-ARI, Magdalena Odarda, manifestó que la decisión de las autoridades de la localidad neuquina, Loncopué, de realizar un referéndum popular para que el pueblo decida si quiere o no megaminería debe ser un ejemplo para Río Negro. (Prensa CC-ARI).- La legisladora Magdalena Odarda (Bloque Progresista CC-ARI) manifiestó su beneplácito ante el resultado del referéndum llevado a cabo el día de ayer, en la ciudad de Loncopue (prov. de Neuquén) con el fin de que el pueblo se expresara a través del voto, decidiendo si desarrollar allí la megamineria o no. “Como ocurre en Loncopué, las autoridades locales de las ciudades rionegrinas, debieran hacerse eco del No a la Megaminería con uso de tóxicos que se levanta a viva voz a través de asambleas de vecinos, productores y organizaciones en Rio Negro”, dijo Odarda, según información oficial.

El resultado fue un rotundo apoyo a la ordenanza que prohíbe la mega minería. En ese sentido, la parlamentaria presentará en estos días un proyecto de comunicación ante la Legislatura provincial.

Cabe recordar que en 2009 Cor.Mi.Ne (Corporación Minera de Neuquén), a través de una empresa de capitales chinos, pretendió explotar una mina de cobre en cercanías de Loncopué, lo que fue impedido por la resistencia de la comunidad mapuche Mellao Morales y las asambleas de vecinos de la zona, disponiendo en su momento el TSJ la suspensión del procedimiento administrativo en el que se impulsaba el proyecto minero.

Los vecinos presentaron una ordenanza por iniciativa popular que prohíbe la técnica de explotación a cielo abierto de minerales metalíferos en las 8.000 hectáreas del ejido municipal. El Municipio convocó a referéndum, y el resultado fue un aplastante SI en apoyo a la ordenanza de prohibición, con una importante participación de votantes en las urnas.

“En un gobierno democrático, es el pueblo el que debe decidir sobre aquellas actividades que afectan su presente y futuro”, entendió la parlamentaria.