Una hora más para votar

Debido a las grandes demoras ocasionadas en muchos centros de votación, en general por la falta de las autoridades de mesa, se extendió una hora el cierre de los comicios en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.


Se prorrogó una hora el cierre de los comicios en Capital
La Nación
28 de octubre 2007

La Junta Nacional Electoral extendió hasta las 19 el horario de cierre de los comicios generales en la Capital.
La medida, inusual según fuentes judiciales, fue tomada por la Junta ante la gran afluencia de ciudadanos que están concurriendo a última hora a emitir su sufragio, según explicaron funcionarios.
Con importantes demoras en varios puntos del país, a las 8 comenzaron en todo el territorio nacional las elecciones para dirimir entre 14 candidatos el nuevo presidente de la Nación, además del vicepresidente, 130 diputados nacionales, ocho gobernadores y 24 senadores.
Tras las demoras en la apertura de mesas, en muchos casos por falta de autoridades, cerca de las 17, continuaban las largas colas para ingresar al cuarto oscuro, lo que generaba quejas de los electores que tienen que esperar hasta dos horas para emitir su sufragio.
A los retrasos, se sumaron las denuncias por falta o destrucción de boletas electorales, fundamentalmente esta situación fue advertida por partidos de izquierda y del neuquino Jorge Sobisch.
Fuentes de la justicia electoral descartaron que el faltante pueda atribuirse a maniobras de fraude y se inclinaron, en cambio, en explicar la situación en la dispersión del voto sobre todo en el distrito bonaerense.
A las 15.30 la Fundación Poder Ciudadano emitió un comunicado de prensa informando había recibido 160 llamados telefónicos, en su mayoría de votantes en la Provincia de Buenos Aires que denunciaban el faltante de boletas.
El padrón. El director nacional electoral, Alejandro Tulio, indicó que, cerca de las 17, había votado algo más del 50% del padrón nacional y aclaró que no se regsitran incidentes más allá de la molestia ocasionada en los electores por la espera de para llegar a las mesas.
En una recorrida, LA NACION pudo constatar que algunas mesas del partido de Malvinas Argentinas comenzaron a funcionar sólo a las 10.30.
Tulio felicitó por su desempeño a la Junta Electoral porteña, que debió convocar a funcionarios judiciales para sustituir a los ciudadanos que declinaron ejercer como autoridades de mesa para estos comicios.
Por su parte, la jueza federal con competencia electoral María Servini de Cubría atribuyó la demora en abrir algunas mesas electorales a que los sufragantes no querían madrugar por temor a que se los designe autoridades de mesa.
En diálogo con el periodismo, la magistrada confirmó que las mesas habilitadas están funcionado normalmente y “no está previsto” que haya una reunión de los apoderados de los partidos políticos con las autoridades electorales.
“Costó constituir algunas mesas porque la gente no se presentaba temprano a votar” por temor a ser designada autoridad de mesa, y atribuyó a ello las largas colas que se registran en algunos establecimientos, fundamentalmente en la zona norte de la ciudad de Buenos Aires.
Servini subrayó que “no se registran delitos electorales”, salvo tres casos de contravenciones en confiterías que vendían alcohol, lo que está expresamente prohibido por el Código Electoral desde las 12 horas anteriores a la apertura del comicio y hasta tres horas posteriores a su cierre.

Se postergó una hora el cierre de la votación
Clarín
28 de octubre 2007

Ante las grandes demoras que se vivieron en la votación durante toda la jornada, la Justicia Electoral de la Capital Federal decidió extender hasta las 19 el horario de votación y le puso un poco más de suspenso a los comicios. Ya durante la mañana, y como se había anticipado durante el día, la Junta Electoral porteña debió convocar a funcionarios judiciales por la falta de autoridades.
De cualquier modo, las mesas electorales en el resto del país se cerraron a las 18 en el interior del país.
El Director nacional electoral, Alejandro Tullio, afirmó que la apertura de mesas quedó normalizada a nivel nacional pasadas las 10, tras algunas demoras en la Capital y en la zona oeste del Gran Buenos Aires.
“Desde las 10.40, quedó normalizada el 100 por ciento de las mesas de la Capital Federal”, aseguró el funcionario. Por los inconvenientes con las autoridades en la Ciudad, la Junta Electoral porteña debió convocar a funcionarios judiciales.
En el resto del país la apertura de las mesas se normalizó también pasadas las 10 de la mañana. Varias provincias, como Santiago del Estero y La Rioja, debieron recurrir a alguna de las alternativas previstas por la ley para sustituir a los presidentes y vicepresidentes de mesas.
En la provincia de Buenos Aires, la totalidad de las 28 mil mesas habilitadas funcionaban “normalmente” a tres horas de iniciado del acto electoral, según informó el juez Manuel Humberto Blanco. En varias escuelas faltaron autoridades de mesas, aunque también hubo algunos inconvenientes con las boletas (ver recuadro).
Más de 27 millones de argentinos concurrieron a las urnas para elegir al sucesor de Néstor Kirchner, que gobernará el país a partir del 10 de diciembre. Además del Ejecutivo, se renueva un tercio del Parlamento.
Catorce candidatos aspiran al sillón de la Casa Rosada. Fernández de Kirchner, del Frente para la Victoria, aspira a quedarse con el cargo en la primera vuelta, aunque, sus principales competidores, Elisa Carrió, de la Coalición Cívica, y Roberto Lavagna, de UNA, buscan forzar la segunda, que se realizaría el 25 de noviembre.
El resto de las listas están encabezadas por Alberto Rodríguez Saá (Frejuli), Ricardo López Murphy (Recrear), Jorge Sobisch, Fernando “Pino” Solanas (Proyecto Sur), Néstor Pitrola (PO), Vilma Ripoll (MST-IU), Raúl Castells (MIJD), Luis Ammann (FRAL), José Montes (PTS-MAS-IU), Gustavo Breide Obeid (PPR) y Juan Ricardo Mussa (Lealtad Popular).
Para acceder al Ejecutivo en primera vuelta, la fórmula que resulte ganadora deberá obtener el 45 por ciento de los votos o el 40 pero con 10 puntos de diferencia con respecto a su seguidor, según lo que establece la Constitución Nacional.
Además de presidente y vice hoy quedará configurado también un nuevo mapa parlamentario, con la elección de 130 diputados nacionales, que renovarán la mitad del cuerpo y 24 senadores nacionales, que representan un tercio de la totalidad de la cámara.
Un total de 27.090.192 ciudadanos, distribuidos en 73.771 mesas definirán hasta las 18 los 434 cargos legislativos y ejecutivos nacionales y provinciales. En tanto, unos 45.508 ciudadanos que residen en el exterior podrán votar en 113 embajadas y consulados argentinos en el mundo.

Asimismo:
El Gobierno dice que “nadie notificó” la prórroga del horario para sufragar
Infobae
28 de octubre 2007
El ministro del Interior Aníbal Fernández reveló en Radio 10 que “la Junta Electoral de la Nación si tomara la decisión (de prorrogar el cierre) puede hacerlo, pero a nosotros no nos fue notificado de eso”.
Asimismo, el funcionario explicó que “una cosa es la Cámara Electoral Nacional que está compuesta dentro de la Justicia y otra cosa es la Junta Electoral, en la que no todos son miembros de la Justicia”.
Por último, Fernández sostuvo en Radio 10 que “en la medida que hubiera gente en la cola que estén aprestos para votar se los deja votar, porque así fue siempre”.