Continua la pelea por el segundo puesto

Tanto Elisa Carrió como Roberto Lavagna, ambos candidatos a presidente, se ubican debajo de Cristina Kirchner e intenta alcanzar el segundo puesto para ir a ballotage.
Algunos cruces se llevaron a cabo entre los candidatos de los dos partidos respectivos, Coalición Cívica y Una Nación Avanzada.


El irresistible encanto de pelearse por quién alcanza el segundo puesto
Pagina 12
17 de Octubre

Carrió y Lavagna ocupan los últimos días de campaña en convencer al electorado de que los vote para llegar al ballottage. Carrió asegura que llegará al 30 por ciento.
La segunda vuelta electoral se convirtió en la estrella del último tramo de la campaña. Tanto Elisa Carrió como Roberto Lavagna se presentan ante el electorado como la fuerza política con mayores chances de ingresar a un ballottage y competir con la candidata del oficialismo, Cristina Fernández de Kirchner. Luego de afirmar que tiene una intención de voto cercana al 20 por ciento, la chaqueña aventuró que, proyectando los indecisos, su candidatura podría llegar al 30 por ciento. El radical Gerardo Morales, que acompaña a Lavagna como candidato a vicepresidente, respondió que Carrió “no tiene posibilidades objetivas de llegar a la segunda vuelta”.
“De ninguna manera”, fue la respuesta que Morales entregó ayer en su visita proselitista a Tucumán, cuando se lo consultó por el posible ingreso de Carrió a una segunda vuelta. El jujeño no tiene dudas de que será Lavagna el candidato que competirá con el oficialismo.
Desde el lavagnismo se repite que el Gobierno alienta encuestas en las que ubica a Carrió como segunda fuerza. El propio Lavagna aseguró ayer que “hay una derecha que el Gobierno intenta instalar como la alternativa”. Para que no quedaran dudas, destacó que cuando hablaba de derecha política estaba haciendo referencia a Carrió. Desde hace varias semanas el ex ministro desconfía de los datos que entregan los encuestadores. Por eso apeló a la ironía para decir: “Ahora nos ubican terceros en la preferencia de los electores, pero en algún momento nos van a ubicar cuartos. Puede ser que sea el fin de semana que viene”.
Curiosamente, Morales y Carrió coincidieron ayer en recorrer Tucumán. No se encontraron en ninguna actividad, pero el cruce verbal entre ambos dominó la jornada. Morales desacreditó a la chaqueña, afirmando que “el Gobierno sabe que votar por Lilita es un salto al vacío”.
La opinión del jujeño no tardó en llegar hasta Carrió. “Si hay algo que nadie puede imaginar es que desde el Gobierno me beneficien, porque yo siempre fui oposición”, fue la primera respuesta de la candidata de la Coalición Cívica. “A Gerardo lo quiero mucho, los quiero a todos los radicales, ése es el problema”, admitió Carrió con cierto dejo autocrítico al hablar de una de sus dificultades. Paso seguido minimizó los dichos de su ex correligionario. “La gente es la que decide y nunca se equivoca. La gente es la que nos ayudará, porque habrá ballottage y seré la próxima presidenta”, subrayó.
Además de afirmar que su fuerza política será la que competirá con el oficialismo en una segunda vuelta, Carrió también tomó distancia del radicalismo al recordar la experiencia de la Alianza. Aseguró que la Coalición Cívica, el armado que ella impulsa, no seguirá los pasos del frente que llevó a Fernando de la Rúa a la Rosada. “No soy De la Rúa. La Alianza se rompió porque hubo traiciones al electorado. En cambio, nosotros coaligamos a gente que, desde hace diez años, viene luchando por lo mismo”, señaló.
Acompañada por su candidato a vicepresidente, el socialista Rubén Giustiniani, en su visita a Tucumán Carrió destacó que en su coalición hay “compromiso y coherencia y no mera propaganda electoral”. Palabras que a esta altura de la campaña electoral repiten no pocos candidatos. La candidata a gobernadora de Buenos Aires, la radical Margarita Stolbizer, se sumó ayer a la polémica. La bonaerense aseguró que “los radicales están aportando a la Coalición Cívica. El resto está en la estrategia de mirarse al ombligo”.

Continúan los fuertes cruces entre Carrió y Morales
Infobae
17 de Octubre


La candidata por la Coalición Cívica advirtió que “es la gente la que decide y nunca se equivoca”, al responder las declaraciones del titular de la UCR, quien anticipó que no la apoyaría si llega a la segunda vuelta
Elisa Carrió es una ex radical que se fue del partido en 2001 para fundar el ARI y en su visita a la provincia de Tucumán aludió a los dichos del radical Gerardo Morales, compañero de fórmula de Roberto Lavagna, quien había dicho que no iba a respaldarla si la Coalición conseguía ingresar al ballottage.
“A Gerardo lo quiero mucho, los quiero a todos los radicales, ése es el problema. Pero la gente es la que decide y nunca se equivoca. Es la que nos ayudará, porque habrá ballotage y seré la próxima presidenta”, destacó la dirigente.
Morales redobló la apuesta y por medio de un comunicado indicó que votar a Carrió “no es una alternativa y por eso desde el propio Gobierno le hacen campaña”.
“El Gobierno tiene claro que tiene muchos problemas para ganar en primera vuelta y saben que es el único que les puede ganar en la segunda vuelta porque es el único que ha podido construir una alternativa potente”, remarcó Morales.
Esperanzas de segunda vuelta
Más temprano, en declaraciones radiales, la candidata presidencial había reiterado su convicción de que tiene posibilidades de disputar el ballottage al señalar que cuenta con una intención de voto de entre el 18 y el 20 por ciento y que puede llegar “al 30 por ciento”.
En sus cuestionamientos hacia el radicalismo, en tanto, Carrió recordó el final de la Alianza que conformaron la UCR y el Frepaso y destacó que la Coalición Cívica que lidera no seguirá el mismo camino.
“No soy Fernando De la Rúa. La Alianza se rompió porque hubo traiciones al electorado. En cambio, nosotros coaligamos a gente que, desde hace diez años, viene luchando por lo mismo”, dijo la líder de la Coalición, quien estuvo en Tucumán junto con su compañero de fórmula, el socialista Rubén Giustiniani.
Carrió remarcó en esa línea que existe en la Coalición “compromiso y coherencia, no mera propaganda electoral” y desgranó sus principales propuestas que incluyen un “acuerdo federal” para remitir fondos a los gobiernos provinciales.
También mencionó su propuesta de computar en el reparto de Coparticipación a 24 distritos federales y otros dos grupos para financiar el ingreso ciudadano para los niños y los jubilados.

1 comments

I think that the poles have been modified by the government. I mean, if it has been proved that the government has intervenued in the INDEC it has also probably been modifiyng number in this poles. If think that in the case of a ballotage Cristina will have more chances against Carrio than against Lavagna, that´s why they keep saying that she´going to be second, to make people think that she´s the real opposition so the vote her.

Comments are closed.