Cristina en Ciudad Oculta

La primera dama, y candidata oficialista, recorrió, junto a Hebe de Bonafini, viviendas que construyen las Madres de Plaza de Mayo en la villa15. También estuvo presente Jorge Telerman, quien buscaría acercarse nuevamente al gobierno, tras el distanciamiento con Carrió.


Cristina Kirchner se emocionó en Ciudad Oculta
Sebastián Iñurrieta
La Nación
25 de Agosto 2007
En el contexto de su campaña electoral, Cristina Kirchner recorrió ayer un grupo de edificios que se erige según el sistema de autoconstrucción, a cargo de personas que luego habitarán las viviendas. El proyecto es coordinado por las Madres de Plaza de Mayo con el nombre de Misión Sueños Cumplidos.
“Hoy no sólo construyen casas, sino que son símbolos de una Argentina que ha decidido construir, apostar al trabajo y a la dignidad por sobre la destrucción y el odio”, opinó la candidata oficial durante el acto.
Pasadas las 15.30, la senadora llegó junto a la presidenta de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini al complejo de viviendas en construcción. Rápidamente, vecinas y obreras que trabajan en el proyecto se abalanzaron a la camioneta alemana para ver de cerca a la invitada, que recibió los saludos y respondió con besos y sonrisas.
Luego, ingresó a uno de los departamentos. Elogió que hubieran sido construidos con losa radiante y placares.
Por el momento son 36 departamentos que serán inaugurados en septiembre. Pero están en construcción 400 más y están proyectados un colegio, una panadería y un hospital. Muchas de las 600 personas que participan de los distintos proyectos (el 50 por ciento de las cuales son mujeres) nunca antes habían hecho nada de albañilería.
Después, la candidata y su comitiva se trasladaron al edificio Elefante Blanco, que se pensó como un hospital modelo para la cura de la tuberculosis. Su edificación fue paralizada en 1955. Según los vecinos, viven 200 familias en los pisos inconclusos.
Con Telerman
En un balcón del hospital, con piso de tierra, se armó un escenario sobre tablas de madera. Allí subieron la primera dama, Bonafini y el jefe de gobierno porteño, Jorge Telerman. Sobre ellos, colgaba en los balcones del edificio, una enorme bandera argentina y un cartel azul que decía “Bienvenida Cristina” en letras blancas.
Telerman expresó que la construcción de esas viviendas era motivo de un orgullo muy particular. Bonafini agradeció el apoyo a las obras dado por “el gobierno nacional y en particular por Cristina”, y pronosticó: “Será la próxima presidenta”.
La candidata, emocionada casi hasta las lágrimas, dedicó su discurso al trabajo de las Madres de Plaza de Mayo en Ciudad Oculta. “A ella le sacaron los hijos y a muchos de ustedes, si no hubiera empezado esta obra y algunas políticas que hoy se dan en la Argentina, les estaban sacando la vida”, dijo a los obreros. Y comparó: “Unos eran desaparecidos políticos y ustedes hasta hace poco desaparecidos sociales, porque no tenían trabajo”.
Y se dirigió a Bonafini: “Todos los días te reinventás. Tus hijos estarían orgullosos de vos”, le dijo antes de que ambas se abrazaran.
Al terminar, consultó a sus asesores si podía bajar a la calle. “¡Ahora bajo!”, gritó a los espectadores. Entre una maraña de periodistas y custodios, algunos espectadores pudieron acercarse a la primera dama para entregarle cartas o estrecharle la mano.
Antes de finalizar la visita, la senadora volvió a ingresar al Elefante Blanco. En medio de forcejeos y empujones, pocos medios pudieron seguirla antes de que sus custodios cerraran las puertas. “Todo lo que vi acá adentro. Por la emoción con la gente, Hebe al lado y la Bandera colgada; todo junto me emocionó”, fue la explicación respecto de sus ojos llorosos durante el discurso. “Tenía miedo de ponerme a llorar. Hubiera sido un papelón”, añadió con una carcajada.
Cristina y Telerman, juntos en acto oficial en Mataderos
Infobae
25 de Agosto 2007
La senadora y candidata presidencial Cristina Fernández de Kirchner visitó este viernes el complejo de viviendas que construyen las Madres de Plaza de Mayo en Ciudad Oculta.
“Hoy se están construyendo símbolos de una Argentina que ha decidido construir, sobre la destrucción y el odio de los que nunca entendieron que lo más importante es el pueblo”, dijo la senadora, ante mil personas.
“Además de símbolos, hay ejemplos. Aquellos que podían tener derecho al odio y al resentimiento apostaron a la construcción y el trabajo”, completó, luego de que el jefe de Gobierno, Jorge Telerman, destacara la iniciativa mobiliaria.
Tras las elecciones porteñas y a dos meses de las presidenciales, es la primera vez que el jefe de Gobierno y la senadora comparten un acto oficial. Durante la última campaña, el calvo candidato mantuvo un cruce muy fuerte con el kirchnerismo y realizó una alianza política con Elisa Carrió que no le dio buenos resultados.
El proyecto
En la Villa 15, las Madres de Plaza de Mayo llevan adelante el proyecto denominado “Sueños Compartidos”, que consiste en la edificación de dos módulos de viviendas de 36 casas cada uno, para 72 familias.
Se trata de un plan piloto acordado entre la Universidad Popular de las Madres y el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, a través de la Fundación Madres de Plaza de Mayo y el Ministerio de Derechos Humanos del ejecutivo porteño. El plan prevé que los vecinos, al tiempo que trabajan en la edificación de sus propias viviendas, se capaciten en forma sistemática en rubros como construcción, plomería, electricidad, entre otros.
El centro neurálgico de la villa es el denominado “Elefante Blanco”, un enorme edificio de varios pisos, que en realidad es el esqueleto de un hospital proyectado en su momento por Juan Domingo Perón que no llegó a terminarse.
Dentro del edificio funcionan dependencias de la Universidad Popular de las Madres, un merendero que sirve almuerzo, merienda y cena, y un jardín de infantes llamado Jardín de los Abrazos, inaugurado el 1 de febrero pasado.
La construcción de las viviendas en Ciudad Oculta comenzó en el último trimestre de 2006, y a comienzos de 2007 las Madres se embarcaron en otra iniciativa.
Telerman deja a la líder del ARI y se acerca al Gobierno
Infobae
25 de Agosto 2007
Jorge Telerman ya lo tiene decidido: se alejará de la alianza que lo unió electoralmente a Elisa Carrió y que le impidió disputar un lugar en el balottage en las últimas elecciones porteñas.
El principal motivo que se argumenta por este abandono es el repentino acercamiento entre la líder del ARI y el ex funcionario del gobierno de Fernando De la Rúa, Ricardo López Murphy.
Incluso, Telerman se mostrará en los próximos días con la candidata kirchnerista a la Presidencia, Cristina Fernández de Kirchner. Mañana ambos compartirán escenario en una plaza porteña, junto al primer mandatario, Néstor Kirchner.
El acto será en Puerto Madero y desde ambas administraciones pusieron énfasis en su organización. Incluso, en diversos ámbitos políticos ya hablan de ofrecimientos cruzados una vez que Telerman deje su lugar a Mauricio Macri como jefe de Gobierno porteño, según consignó el diario Ámbito Financiero.
Telerman y la Casa Rosada se distanciaron en las elecciones comunales y rompieron relaciones definitivamente cuando se anunció la alianza con Carrió. Ese acuerdo político no le aportó nada al actual jefe municipal y no le alcanzó para llegar a segunda vuelta con Macri.