Cristina se prueba el traje de candidata en un viaje a Suiza

Participará de la Conferencia Internacional del Trabajo, en Ginebra.

  • Diario Clarín
  • Por Atilio Bleta
    8 de Junio de 2007
    La senadora Cristina Fernández de Kirchner participará como invitada especial de la 96ª reunión de la Conferencia Internacional del Trabajo, que sesionará la semana próxima en su sede de Ginebra.
    De esta forma, Cristina concreta un nuevo viaje internacional que refuerza la plataforma de lanzamiento de lo que parece cada vez más una segura candidatura a presidenta de la Nación por el Frente para la Victoria.
    En este caso de a visita a Ginebra, Suiza, la actual senadora y primera dama tendrá oportunidad de lucirse en un ámbito que reúne a representantes del trabajo, la producción y funcionarios de 180 países que revistan como miembros activos.
    Y aunque ni en la Casa Rosada, ni en el Ministerio de Trabajo se pudo acceder a los detalles de su agenda —siempre excesivamente protegida de la curiosidad periodística— Clarín pudo averiguar que Cristina estará el lunes próximo en Ginebra y que el martes desayunará con el director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el chileno Juan Somavía, con quien la esposa de Néstor Kirchner ha hecho una muy buena relación en encuentros anteriores en Chile y en la Cumbre de Mar del Plata del año pasado.
    También el martes 12, Cristina se reunirá con 200 dirigentes empresariales de 130 países nucleados en la Organización Internacional de Empleadores. La realización de este encuentro, según trascendió, fue operada por el abogado argentino Daniel Funes de Rioja. Este asesor de la Unión Industrial Argentina hace tiempo ocupa un sillón de vicepresidente en esa organización patronal.
    Según trascendió, el objetivo fundamental de esta reunión es que los empleadores de peso conozcan de primera mano qué piensa el poder en la Argentina y cómo hará la senadora si llega a ser Presidenta para atraer inversiones al país.
    El miércoles 13, Cristina participará de un panel sobre diálogo social, junto al secretario general de la Confederación Sindical Internacional, el inglés Guy Ryder, y a José María Cuevas, presidente de la poderosa Confederación Española de Organizaciones Empresariales. El español se hizo conocido en Argentina al acuñar una frase sobre el trato que les dispensó Néstor Kirchner (en la visita que hizo a Madrid en julio de 2003) a los empresarios de ese país que presionaban por subas de tarifas: “Nos ha puesto a parir”, dijo Cuevas aquella vez.
    Este panel de debate fue impulsado por el ministro de Trabajo Carlos Tomada, quien en su carácter entonces de miembro directivo del Consejo propuso esta iniciativa, que fue aceptada.
    Finalmente, al menos hasta ahora, Cristina se reunirá con el Director de la Organización Mundial de Comercio, Pascal Lamy. Esta entidad, al menos en teoría, se ocupa de custodiar el libre comercio e impedir prácticas monopólicas y desleales el comercio internacional.